Mi hijo tiene dislexia y no se aprende las tablas de multiplicar

María Garau Rolandi, Neuropsicóloga de la Unidad de Trastornos del Aprendizaje Escolar (UTAE) del Hospital Sant Joan de Déu Barcelona, nos explica qué es la discalculia.

“No hay manera de que se aprenda las tablas, las repasamos una y otra vez y en cuanto dejamos de practicarlas unas semanas… ¡parece que se le olvidan! ¡pero si mi hijo tiene dislexia, no discalculia!”

Efectivamente, observamos con frecuencia que las personas con dislexia muestran dificultades a la hora de memorizar las tablas de multiplicar. Éstas son secuencias verbales automáticas, igual que los días de la semana, los meses del año o el abecedario y los expertos han hallado una explicación del porqué a los niños que les cuesta leer también les cuesta aprenderse las tablas.

Nuestro cerebro tiene un área específica donde procesa el aprendizaje de estas secuencias. El área anatómica se llama el giro angular, situado en la parte posterior del cerebro. Esta área está altamente implicada en la correspondencia grafema-fonema (de cada letra con un sonido) que necesitamos realizar cuando leemos. Es lo que llamamos vía fonológica de la lectura y es justo uno de los puntos débiles de las personas con dislexia.

Esto significa que la misma región que nos permite iniciarnos en la lectura es la que nos permite el aprendizaje de secuencias verbales.

Por ello las personas que tienen afectada esta región encontrarán dificultades en la lectura y en el aprendizaje de los días de la semana, meses del año o de las tablas de multiplicar.

Conociendo esta información, una de las preguntas que nos viene a la cabeza es: ¿tiene sentido que dediquen tiempo a aprenderse las tablas de multiplicar?

Cada aprendizaje tiene su momento y cada momento su aprendizaje. No es lo mismo aprender un idioma de forma natural a los 3 años que a los 25. No es lo mismo aprender a esquiar con 10 años que con 40.

Nuestro cerebro es inteligente y cuenta con períodos sensibles en los que está más receptivo para aprender ciertas cosas.

Como expertos animamos a invertir tiempo en el aprendizaje de las tablas de multiplicar entre 3º y 4º de Primaria. Una vez pasado este período se recomienda implementar adaptaciones metodológicas en el aula. Sería tan sencillo como dejar consultar las tablas cuando estén haciendo operaciones matemáticas (multiplicaciones, divisiones…).

De esta manera aislamos al máximo lo que el profesorado quiere valorar (la mecánica de la operación) y controlamos los factores que puedan interferir en el resultado (no saberse las tablas).

Algunos pueden pensar que esas adaptaciones metodológicas podrían suponer desincentivar el esfuerzo…la pregunta que les lanzamos es: ¿obligamos a un alumno/a con miopía a que se esfuerce en leer sin gafas?

SJD_UTAE

Neuropsicóloga de la Unidad de Trastornos del Aprendizaje Escolar (UTAE) del Hospital Sant Joan de Déu Barcelona.

Visitar UTAE

2 Comentarios
  1. Estimada:

    La felicito por el gran aporte a la Neuropsicología, soy de Perú y estoy muy interesada en realizae una investigación en problemas de aprendizaje y la neropsicología en infantes, niños y adolescentes. Quisiera saber si me podría recomendar algunos libros o sugerir algun curso o diplomada que pueda llevar. Estaré a la espera de su pronta respuesta.

    Saludos cordiales,
    Psic. Mayra Vásquez Vilchez

Escribe un comentario

Tu dirección de e-mail no será publicada

Cuéntanos lo que quieras, estamos abiertos a sugerencias y recomendaciones así como a mejorar nuestra publicación en todo aquello que sea posible:

info@beeparents.com

 

Beeparents es una revista digital dirigida a todos aquellos padres y madres que quieren saber más sobre educación. Abordamos temas de interés para las familias con hijos en edad escolar.

 

 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies